Los mejores lugares y actividades para disfrutar en Calascio: un paraíso italiano en el corazón de las montañas

Bienvenidos a Calascio, un tesoro escondido en las pintorescas colinas de la región de Abruzos en Italia. Si estás buscando un destino donde el encanto medieval se entrelaza con paisajes espectaculares y una tranquilidad inigualable, entonces Calascio es el lugar indicado para ti. En este artículo, exploraremos las mejores cosas que hacer en Calascio, desde visitar su impresionante castillo hasta caminar por sus calles empedradas llenas de historia y cultura. ¡Prepárate para descubrir una joya verdaderamente única en el corazón de Italia!

Cosas que hacer en Calascio

1. Rocca Calascio

Rocca Calascio, ubicada en el encantador pueblo de Calascio en la cima de una montaña, es una joya poco conocida en la región de Abruzzo en Italia. Este castillo medieval en ruinas ofrece vistas impresionantes de todo el valle circundante, brindándote una experiencia mágica. Para llegar, te adentrarás por una carretera estrecha y pintoresca que te llevará desde la carretera principal hasta el corazón del pueblo. La atmósfera auténtica y la tranquilidad de este lugar te harán sentir como si hubieras retrocedido en el tiempo. ¡No te arrepentirás de visitarlo!

Además de la espectacular vista panorámica que Rocca Calascio ofrece, hay muchos detalles fascinantes que lo convierten en un destino imperdible. Aunque faltan algunas informaciones y algunas partes no están abiertas al público, este castillo sigue siendo un lugar cautivador. Dentro de sus muros antiguos, encontrarás una iglesia del siglo XVIII y un ambiente lleno de historia que sigue vivo en cada rincón. Ten en cuenta que, debido a la ubicación remota de Rocca Calascio, no hay personas que te brinden información o asistencia, por lo que es aconsejable llevar zapatos cerrados para caminar por la montaña y algo para protegerte del viento.

Rocca Calascio requiere un poco de esfuerzo para llegar, pero cada paso vale la pena cuando te encuentres ante esta maravilla. Atravesar el pintoresco pueblo y subir a través de las antiguas calles medievales te transportará a un pasado lejano. Si no tienes buena condición física, puedes llegar en coche, aunque te perderás la experiencia de viajar en el tiempo. Desde la torre del castillo, tendrás una vista grandiosa que te dejará sin palabras. Después de disfrutar de la impresionante vista, te recomiendo bajar para comer en la taberna local, donde podrás disfrutar de una deliciosa comida que complementará tu maravillosa experiencia en Rocca Calascio.

Rocca Calascio

*Algunas reseñas han sido editadas para mejorar la coherencia y la claridad del contenido.

2. Castello Normanno

El Castello Normanno en Calascio es un lugar encantador y misterioso que te transportará a tiempos pasados. Esta antigua fortaleza está ubicada en un entorno de ensueño, en medio del Parque Nacional Gran Sasso e Monti della Laga. Desde aquí podrás admirar el majestuoso paisaje de las montañas circundantes, incluyendo el imponente Gran Sasso. No es de extrañar que este castillo haya sido utilizado como escenario para varias películas y series de televisión debido a su belleza singular. Aunque las autoridades locales podrían ser más activas en su conservación, esto no debería disuadirte de visitar este increíble lugar.

El Castello Normanno, también conocido como Rocca Calascio, es una fortaleza impresionante construida en piedra blanca. Consta de una torre central y una muralla con cuatro torres angulares circulares. Esta fascinante estructura fue utilizada como escenario en películas como Ladyhawke y El Nombre de la Rosa, lo que contribuyó a su restauración y conservación. La ubicación privilegiada del castillo, en la cima de una montaña a 1500 metros de altitud, ofrece vistas panorámicas increíbles de los alrededores. Prepárate para una caminata exigente, pero vale la pena para poder admirar este destacado monumento y su impactante entorno natural.

La visita al Castello Normanno en Calascio te sumergirá en un viaje en el tiempo. Este castillo, considerado la fortaleza más alta de Italia, te llevará hasta el siglo XIII con su arquitectura medieval. A pesar de que requiere un esfuerzo para llegar a la cima, el paisaje que rodea la fortaleza y las vistas que podrás disfrutar valen totalmente la pena. Se recomienda llevar calzado adecuado y visitar en horarios menos calurosos para disfrutar al máximo de la experiencia. Te recomendamos que evites los días de mayor afluencia turística para poder disfrutar del castillo en toda su grandiosidad y sacar las mejores fotos.

Castello Normanno

No dudes en visitar el Castello Normanno en Calascio, una experiencia que te hará retroceder en el tiempo. Además de admirar la imponente arquite

3. Castelvecchio Calvisio

Castelvecchio Calvisio es un antiguo borgo fortificado del siglo XII que se encuentra en una posición privilegiada, ubicado a 1067 metros sobre el nivel del mar. Una vez que atraviesas la puerta que da a la plaza del antiguo borgo, te sentirás transportado a la Edad Media. Con sus casas antiguas que funcionan como murallas, estrechas callejuelas empedradas, arcadas y escaleras que llevan a otras casas, descubrirás un laberinto encantador lleno de flores. Aunque lamentablemente ha sufrido daños por los terremotos de 2009 y 2016, aún conserva su encanto y algunas de sus partes han sido restauradas. Desde aquí, podrás disfrutar de impresionantes vistas panorámicas de la Valle de Tirino y los pueblos cercanos.

Si eres amante de los pueblos abandonados, especialmente los medievales, no puedes dejar de visitar Castelvecchio Calvisio. Este lugar es una joya de la arquitectura medieval, con su forma elíptica y sus casas-murallas que se abren en antiguas puertas. Pasear por sus callejones con arcos, pasajes cubiertos y escaleras en ménsulas-tejados, te sumergirá en una atmósfera recogida y silenciosa. Incluso, podrás disfrutar de hermosas vistas panorámicas de los pueblos cercanos, como Calascio y Carapelle. A pesar de que muchos edificios están abandonados y algunos pasajes cubiertos están reforzados, este lugar sigue siendo una visita imprescindible.

Situado a pocos kilómetros de los conocidos Calascio y Santo Stefano di Sessanio, Castelvecchio Calvisio es un tesoro de arquitectura medieval con raíces aún más antiguas, perfectamente conservado con el paso del tiempo. Aunque el borgo todavía muestra las marcas de los terremotos y las labores de restauración avanzan lentamente, vale la pena perderse entre sus arcos y escaleras y hacer una parada en Mo’sci para disfrutar de una pausa de bebida y comida en total relajación. Si te encuentras por esta zona, no puedes dejar de visitar este lugar, ¡realmente vale la pena!

Castelvecchio Calvisio

Recuerda que Castelvecchio Calvisio, además de su borgo medieval, alberga la magnífica iglesia de San Cipriano, construida en el siglo VII sobre los restos de un antiguo templo romano.

4. Chiesa di Santa Maria della Pieta

La Chiesa di Santa Maria della Pieta es una joya oculta entre las montañas de Calascio. Con su planta octogonal y una sacristía adyacente, esta iglesia se alza en un enclave que da hacia un acantilado, con la imponente mole del Gran Sasso y su majestuoso pico en primer plano. Su cúpula de ocho lados es una verdadera maravilla arquitectónica que enamora a los visitantes.

Si decides hacer el recorrido a pie desde Santo Stefano di Sessanio hasta esta espléndida roca, escenario de la película Lady Hawke, puedes disfrutar de un paisaje panorámico durante un par de horas, aunque el camino puede ser empinado. La Chiesa di Santa Maria della Pieta, ubicada cerca de la Rocca di Calascio, fue construida en 1596 en el lugar donde, según la leyenda, la población local pudo derrotar a una banda de bandidos. La iglesia, con su planta octogonal y el Gran Sasso de fondo, es una de las postales más hermosas de Abruzzo.

Desde su posición en la montaña, esta bella estructura domina el paisaje junto con la Rocca. Aunque no es posible entrar en su interior, el panorama que se tiene desde la iglesia es verdaderamente maravilloso. Para llegar hasta allí es necesario caminar un poco, pero la recompensa vale la pena.

Chiesa di Santa Maria della Pieta

A lo largo del sendero que conduce a la Rocca di Calascio, cerca de la aldea medieval, se encuentra la escénica Capilla de Santa Maria della Pieta, que ofrece una amplia vista del altiplano de Campo Imperatore. Según la tradición, esta capilla fue construida en el lugar donde la población local derrotó a una banda de bandidos que asolaba las tierras de la familia Piccolomini. La elegancia de este edificio de planta octogonal, coronado por un pabellón de ocho lados, es impresionante. Sin embargo, lo más destacado son el entorno natural y la sugerente belleza del paisaje. La armonía entre la Rocca di Calascio y la iglesia es tan profunda que ambos edificios dibujan un hermoso horizonte en este lugar.

5. Centro Storico di Calascio

El Centro Storico di Calascio es un encantador pueblo medieval ubicado a más de 1000 metros de altitud en una colina. Su arquitectura de casas de piedra, estrechas calles y escaleras crea un ambiente auténtico que te transporta a tiempos pasados. Es el lugar perfecto para los amantes de los pueblos de montaña y para aquellos que buscan relajarse en la tranquilidad y paz de este lugar encantador. El centro histórico está muy bien conservado y cuenta con varias tiendas de artesanía local que vale la pena visitar. Además, su ubicación estratégica cerca de la icónica Rocca Calascio hace de este lugar un punto de partida ideal para explorar la zona circundante.

El centro histórico de Calascio, con sus adoquines y sus estrechas y tortuosas calles, te sumerge en un ambiente medieval único. Es fácil perderse en estas encantadoras callejuelas llenas de belleza y encanto. Desde aquí se puede disfrutar de espectaculares vistas panorámicas de toda la zona. Además, la proximidad a la Rocca Calascio, a solo 40 minutos a pie, lo convierte en un lugar de visita obligada. Pero lo más destacado de Calascio son sus habitantes. A pesar de los desafíos que han enfrentado después del terremoto, los residentes muestran una admirable fortaleza y determinación al reconstruir y mantener viva la tradición de Calascio. Detenerse a escuchar sus historias es una experiencia única que te permitirá conocer la auténtica esencia de este lugar.

El centro histórico de Calascio, situado a unos 250 metros más abajo de la famosa Rocca Calascio, es un pueblo medieval con un encanto especial. Las casas de piedra y las estrechas callejuelas te harán viajar en el tiempo y te sumergirán en la historia de este lugar. A pesar de tener menos de 150 habitantes en la actualidad, su tamaño y estructura urbana reflejan su importancia en el pasado, cuando llegó a tener casi 2000 habitantes. Aunque algunas áreas están abandonadas y en mal estado, las partes habitadas están bien conservadas y limpias. Las numerosas iglesias son testigos de la importancia religiosa que tuvo el pueblo en el pasado. Sin embargo, es importante tener en cuenta que muchas de estas iglesias suelen estar cerradas, por lo que es mejor planificar la visita en consecuencia. A pesar de la falta de comercios en el centro histórico, a pocos pasos se encuentran algunos restaurantes y bares que ofrecen sabores locales. El encanto y la tranquilidad de este auténtico pueblo medieval lo convierten en un destino único en el corazón de Italia.

Centro Storico di Calascio

Recuerda, estos párrafos son solo una parte de un artículo más extenso y deben ser ajustados y adaptados para el contenido completo. Asegúrate de verificar la precisión de la información proporcionada y añade cualquier detalle o característica especial que pueda resultar útil y relevante para el artículo final.

6. Chiesa di San Nicola di Bari

Ubicada en el pintoresco pueblo de Calascio, la Chiesa di San Nicola di Bari es un tesoro escondido que no debe pasarse por alto durante tu visita. Esta iglesia principal de la localidad está dedicada a San Nicolás, patrono del pueblo y protector de los pastores. Su campanario de forma cuadrangular se alza majestuosamente entre las casas, creando una vista impresionante.

Aunque su apariencia exterior no revela mucho, una vez que entres, quedarás maravillado por la belleza y riqueza de su interior. En su única nave, encontrarás capillas laterales con arcos y tabernáculos barrocos. Una de las capillas laterales está dedicada a Sant’Antonio abate y cuenta con una hermosa pintura del famoso artista abruzzese Teofilo Patini da Castel di Sangro que representa las Tentaciones. Además, el altar mayor dedicado a San Nicolás es realmente escenográfico.

El tesoro artístico del interior de la Chiesa di San Nicola di Bari incluye muebles y pinturas de excelente calidad. Destacan especialmente dos lienzos del siglo XVII que representan a San Nicolás de Bari y a la Madonna col Bambino e San Nicola. Cada uno de ellos muestra detalles y características únicas que reflejan la destreza y la sensibilidad artística de la época.

Chiesa di San Nicola di Bari

Aunque lamentablemente algunas partes de la iglesia están cerradas debido a los daños causados por el terremoto, no puedes dejar de visitar este lugar lleno de historia y espiritualidad. Esperamos que en un futuro cercano se pueda restaurar por completo y se convierta en un espacio de encuentro para todos los visitantes. Puedes consultar los horarios y las tarifas en la oficina de turismo local para asegurarte de disfrutar al máximo de la experiencia en la Chiesa di San Nicola di Bari.

7. Museo Del Gioiello D’abbruzzo

El Museo Del Gioiello D’abbruzzo es una verdadera joya que no puedes dejar de visitar durante tu estadía en Calascio. Este pequeño museo cuenta con un laboratorio artesanal en el que se fabrican joyas únicas y hermosas. Los visitantes tienen la oportunidad de escuchar las explicaciones sobre el arte de la orfebrería abruzzese, lo que les permite conocer la pasión y la dedicación que hay detrás de cada pieza.

Ubicado en el encantador pueblo de Calascio, justo en la base de la famosa Roca Calascio, este museo es una experiencia impresionante que se complementa perfectamente con una visita a la fortaleza. Aquí encontrarás una exposición dedicada a los Joyas d’Abbruzzo, con una historia fascinante y tradiciones únicas que te dejarán maravillado. Además de la parte expositiva, tendrás la oportunidad de adquirir reproducciones de joyas realizadas por un talentoso artesano, quien trabaja con las mismas técnicas utilizadas antiguamente. ¡Descubrir esta mina de conocimiento y saber hacer es una auténtica joya que debes ver sin falta!

No hay duda de que el Museo Del Gioiello D’abbruzzo es uno de los lugares más especiales para visitar en Calascio. Abre sus puertas para ofrecer a los visitantes una experiencia incomparable. La entrada tiene un precio accesible y su ubicación estratégica hace que sea muy conveniente incluirlo en tu itinerario turístico. Prepárate para sumergirte en la fascinante historia de la orfebrería abruzzese y dejarte llevar por la belleza y el encanto de las joyas hechas a mano. ¡No pierdas la oportunidad de ser parte de esta experiencia mágica y sumergirte en la tradición y la artesanía de Abruzzo!

8. Chiesa di Santa Maria delle Grazie

La Chiesa di Santa Maria delle Grazie, también conocida como San Francesco, es uno de los atractivos más destacados que no te puedes perder durante tu visita a Calascio. Fundada en 1594 junto al complejo conventual franciscano, su sencilla fachada destaca por su hermoso porche con tres arcos, coronado por un rosetón ciego y dos ventanas rectangulares.

En su interior, descubrirás una única nave que alberga una notable pintura de San Francisco de Asís, realizada por Giulio Cesare Bedeschini en el primer barroco del siglo XVII. También encontrarás un ciborio del mismo periodo, un candelabro tallado en madera y una Madonna con el Niño de terracota del siglo XVI.

Chiesa di Santa Maria delle Grazie

La Chiesa di Santa Maria delle Grazie se encuentra en un entorno encantador y pintoresco, rodeada por el hermoso pueblo de Calascio. Aunque el tiempo inclemente puede impedir la visita al castillo, este lugar ofrece una experiencia fascinante que te permitirá adentrarte en la historia y la cultura abruzzesa y europea. ¡No te lo puedes perder!

9. Chiesa di Sant’Antonio Abate

La Chiesa di Sant’Antonio Abate es una atracción imperdible en Calascio. Ubicada a lo largo de la calle principal que atraviesa el pueblo, después de la iglesia madre de San Nicola, se encuentra en un pequeño plano entre las casas. La fachada barroca es impresionante, con hermosas hornacinas y un portal arqueado. Pero lo que realmente hace que esta iglesia destaque es su interior. En su interior, se encuentra una hermosa estatua del Santo con un adorable cerdito en brazos. Esta imagen es sumamente significativa, ya que Sant’Antonio Abate es ampliamente venerado en la zona debido a su protección y cuidado del ganado porcino.

Si estás planeando visitar la Chiesa di Sant’Antonio Abate, estarás encantado de saber que se puede acceder fácilmente a ella siguiendo la ruta principal de Calascio. No te pierdas la oportunidad de admirar su impresionante fachada barroca, decorada con hermosas hornacinas y un portal arqueado. Además, en su interior encontrarás una magnífica estatua del Santo junto a un adorable cerdito. Esta atmósfera religiosa y única hará que tu visita sea realmente especial.

La Chiesa di Sant’Antonio Abate es una joya arquitectónica que ofrece una perspectiva fascinante de la historia y la cultura local. No pierdas la oportunidad de descubrir este lugar especial durante tu visita a Calascio.

10. Chiesa Di San Cipriano Castelvecchio Calvisio

La Chiesa Di San Cipriano en Castelvecchio Calvisio es una joya escondida en el paisaje medieval de este encantador pueblo, ubicado justo debajo de Calascio. Construida en el siglo X y dedicada a San Cipriano, esta pequeña iglesia puede ser fácilmente pasada por alto desde el exterior, pero al adentrarse en su interior, te sorprenderás por los tesoros que guarda. El ciborio medieval románico y los hermosos frescos del siglo XIII, perfectamente conservados, le otorgan una atmósfera mágica y un valor histórico único. Sin duda, vale la pena visitar este lugar especial.

Si te encuentras en la zona, te recomiendo encarecidamente que visites la Chiesa Di San Cipriano en Castelvecchio Calvisio. Construida en piedra, esta impresionante iglesia añade un toque de historia al pintoresco pueblo ubicado justo debajo de Calascio. Aunque es pequeña, su encanto no debe subestimarse. Si tienes la suerte de encontrarla abierta, podrás disfrutar de su interior y sumergirte en la historia que alberga. Definitivamente, es un lugar que no te puedes perder si estás en la zona.

Esta iglesia medieval en Castelvecchio Calvisio es un lugar encantador para visitar, especialmente si te interesan las construcciones históricas. Aunque es pequeña, destaca por su fachada de piedra y su ubicación pintoresca. Si tienes la suerte de encontrarla abierta, aprovecha la oportunidad y adéntrate en su interior para maravillarte con el ciborio medieval románico y los impresionantes frescos conservados del siglo XIII. Es sin duda un destino que merece la visita si estás en sus alrededores. Su singularidad y belleza histórica te cautivarán.

11. Fonte Di Rocca Calascio

La Fonte Di Rocca Calascio es una joya escondida en medio de las montañas de Calascio, Italia. A medida que te adentras en el camino hacia la Rocca medieval, te encontrarás con un pequeño espacio donde se ubica una fuente de agua en una sencilla pila. Esta auténtica fuente, sin lujos ni ornamentos, ha sido utilizada por los pastores y las amas de casa del pueblo durante siglos. Su agua fresca y cristalina parece haber sido colocada estratégicamente para los viajeros que necesitan abastecerse antes de emprender la empinada subida hacia la fortaleza. Sin duda, un regalo de la naturaleza en medio de la ascensión agotadora.

La ubicación estratégica de la Fonte Di Rocca Calascio ofrece una pausa refrescante en medio de un paisaje impresionante. Este oasis de agua cristalina es perfecto para descansar y recargar energías antes de explorar la Rocca medieval. Además, su sencillez y autenticidad nos transportan a una época pasada, cuando los antiguos pastores y las amas de casa del pueblo venían aquí a abastecerse de agua fresca. ¡Un verdadero viaje al pasado a través de los sentidos!

Si tienes la suerte de visitar Calascio, no puedes dejar de visitar la Fonte Di Rocca. Esta fuente histórica es un recordatorio de las tradiciones y costumbres de antaño. Además, proporciona un momento de tranquilidad y descanso en medio de un paisaje impresionante. No dudes en llenar tu botella de agua y disfrutar de un sorbo de agua fresca y revitalizante mientras te preparas para conquistar la subida hacia la majestuosa Rocca medieval. ¡Un verdadero tesoro que no te puedes perder durante tu visita a Calascio!

Esperamos que este artículo les haya dado una idea clara de todas las maravillosas cosas que hacer en Calascio. Ya sea que estén interesados en la historia antigua, la belleza natural o simplemente disfrutar de la tranquilidad de la vida rural, Calascio tiene algo para todos. Si tienen alguna pregunta, comentario o sugerencia, ¡no duden en interactuar con nosotros! Nos encantaría escuchar sus experiencias en Calascio, así como cualquier otra recomendación que tengan para aquellos que visiten este encantador pueblo italiano. ¡Esperamos saber de ustedes pronto y feliz viaje a Calascio!

Más artículos

Hoteles en Ischia

Hoteles en Nápoles con piscina

Apartamentos en Cerdeña Norte

Hoteles en Dolomitas